FANDOM


Czas pogardy 2

Ihuarraquax es un joven unicornio blanco puro que deambuló por el desierto del Korath con Ciri durante unos días. Ella lo salvó después de que fuese envenenado por un monstruo de arena al usar la Fuerza encontrada en el elemento de fuego, algo que Yennefer le había prohibido expresamente. Cuando se conocieron, Ihuarraquax era realmente solo un potro y Ciri lo nombró "Caballito".

Entre los dos, podían encontrar comida y agua el uno para el otro y probablemente ninguno hubiera sobrevivido al desierto sin el otro.

En "Tiempo de Odio" Editar

"Varios pasos frente a ella había un caballo. Parpadeó. No era una ilusión. Realmente era un caballo. Un caballo joven, no mucho más que un potro.

Ella estaba completamente despierta. Se lamió los labios agrietados y aclaró su garganta involuntariamente. El caballo bufó y retrocedió a cierta distancia, sus cascos rozaban las piedras sueltas. Se movía muy extraño, y su pelaje también era inusual, ni pardo ni gris. Tal vez el efecto fue solo una ilusión, creada por el sol brillando detrás de ella.

El caballo resopló y dio unos pasos hacia ella. Ahora ella podía verlo mejor. Lo suficientemente bien como para notar, además de su color de pelaje poco característico, las extrañas peculiaridades en su características: la cabeza pequeña, el cuello extremadamente delgado, los cuartones muy delgados y la cola larga y gruesa. El caballo se levantó y la miró, sosteniendo su hocico de perfil. Ciri dejó escapar un suspiro tranquilo.

Un cuerno, al menos dos codos de largo, sobresalía de la frente abovedada del caballo ".

En "La Dama del Lago" Editar

Ciri se reunió con Ihuarraquax ahora completamente desarrollado, aunque siguió llamándolo "Caballito". Él la ayudó a escapar de las garras de Eredin y La Cacería Salvaje. El unicornio apareció también después de la muerte de Geralt y Yennefer, ayudando a Ciri a curar / resucitar a sus padres adoptivos y transportarlos a la isla de Malus.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.